07 Ago REFLEXIONES: QUÉ ERA ANTES DE SER MAMÁ?

Qué era antes de ser mamá…

Era como ahora, pero distinta, la misma pero en otra versión, y es que la maternidad me ha mejorado, definitivamente soy mejor que antes.

Y es que desde que soy madre tengo la fortuna de ver el mundo desde sus ojos…

Antes de ser tu madre el sol brillaba con menos fuerza y los días de lluvia eran tristes y recogidos.
Las estaciones pasaban idénticas unas a otras, y el tiempo paraba en las estaciones mecánicamente.
Hoy el sol siempre ilumina deslumbrándome, y si llueve hay fiesta en la calle de charcos y risas.
Las estaciones nos sorprenden haciéndonos estrenar el mundo cada día.

Antes de nacer vosotros mi casa era calor y cobijo, y necesitaba sentir la seguridad de mi impronta en cada rincón.
Ahora con vosotros a mi lado, puedo llamar hogar a cualquier esquina, a cualquier rincón del mundo, a cualquier piedra en el campo.
Y es que mi hogar esta donde vosotros estéis, porque sois mi patria y mi bandera.

Antes de conoceros el mundo a veces me vencía, con cansancio, con tristeza, con lágrimas… Ahora ninguna tristeza me puede, ningún cansancio me para, ninguna lágrima me doblega, porque me habéis dado la fuerza para sosteneros, la alegría para veros crecer y la firmeza y valor para acompañaros.

Antes de ser mamá mi cuerpo era un templo al que cuidaba y dedicaba tiempo, no por mi, sino por la imagen que daba de mi misma. Le debía obediencia, porque había aprendido que es la imagen que expones al mundo.
Hoy lo cuido y respeto porque se que es un milagro, mi vientre ha sido vuestro hogar, mis abrazos son cobijo, mis besos medicina, mis pechos alimento, mi cercanía vuestro calor…
Hoy mi cuerpo es el bastión imperfecto y hermoso de mi maternidad. Y las marcas que me habéis dejado las luzco con orgullo, como el tatuaje de la vida.

Antes de ser madre todo era igual, pero también distinto.
Todo era más feo y aburrido, con menos calor y menos ruido, con menos abrazos y menos risas.
El mar era mas frío y las montañas más altas, los caminos mas pedregosos y las maletas más pesadas.
Mi infancia era más lejana y mi futuro insondable.

Antes de ser tu madre no conocía el miedo, ahora se que el único miedo es perderte.
Antes de ser tu madre las cosas tenían valor, ahora nada lo tiene si no estáis cerca.

Antes de ser tu mamá qué era?
No importa que era, porque tu me has convertido en lo que soy.
Mejor persona, mejor mujer, madre, con todas las letras.
Y sin saber aún cómo explicarte me has vuelto a preguntar, y ya eras así de guapa?
No, no lo era, y es que tu miras en el espejo interior, porque tus ojos me miran por dentro y desde que soy madre mi fin es darte ejemplo para que siga siendo igual de preciosa que es ahora tu alma.

Ya no concibo la vida sin ser tu mamá.
Ya no concibo la vida sin ti.

Fuente: Princesas y princesos by Noe del Barrio
Fotografía: Google

Comparte este artículo:
Sin Comentarios

Agregar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.