montessori en casa

22 Feb MONTESSORI EN CASA: “SE BASA EN LA OBSERVACIÓN DEL NIÑO, SIN PREJUICIOS”

La pedadogía Montessori en casa busca enseñar  y educar de una manera menos rígida y más cercana siendo amoldable a todos los niños sin discriminación. Dado a eso, el método Montessori se ha mantenido muy vigente en el mundo de la educación, y con el tiempo se ha ido insertando dentro de los hogares.

En Revolución Mamá nos interesa mantenerte informada de la evolución que está teniendo el sistema de educación en el mundo, por eso conversamos con la Guía Montessori de Buen Crecer, Claudia Moreno Ortega,  quien además es creadora de la Tienda Acurrucos. Y nos entregó los mejores tips para que puedas practicar la metodología Montessori en casa.

Introducir Montessori en casa

El primer paso para introducir esta  metodología es empaparse de ella,  ya que más que una metodología es una filosofía de vida.  «Montessori  se basa en la  observación,  mirando al niño uno sabe lo que necesita, pero es un mirar sin prejuicios,  es ser realmente un observador, sin interferir», nos cuenta Claudia Moreno Ortega.

Sin embargo, esto es lo más difícil. «Cuesta mucho aprender esto, porque se nos enseña que es uno, como adulto, el que debe mostrarle el mundo al niño, y no es así,  uno debe ir reconociendo lo que es este niño en particular, que es único.  Ese es el rol del adulto, guiar.  Es un cambio de paradigma,  por eso la primera invitación es a profundizar en la filosofía”, nos señala.

Otro factor importante es “darle el espacio al niño para dejar hacer, que ayude en lo que quiera ayudar, si quiere barrer, pues que barra; si quiere limpiar vidrios, pues que limpie», cuenta. Y agrega que «todas estas acciones de vida práctica, como se nombra en Montessori están ahí,  para un plan mayor, desde el desarrollo de la motricidad gruesa y fina hasta la confianza en sí mismo”, dice la profesional.

Adaptar un ambiente Montessori en casa

Es necesario fomentar un espacio en el que un niño pequeño sea capaz de explorar de forma libre, en un ambiente adaptado.  «Siempre recomiendo gatear por la casa, a la altura del niño, y preguntarse ¿hay peligros?, ¿puede alcanzar el lava manos?. Todo debería estar a su alcance desde su colación hasta los individuales que ayudará  a poner en la mesa, si no puedo adaptar mi casa a él,  pues un piso  que le ayude a llegar a los lugares es suficiente” ejemplifica la especialista.

Además, es importante “contar con un espacio de lectura,  una repisa a su alcance, con objetos según su edad,  y no necesariamente con muchos juguetes. Asimismo, si es pequeño colocarle  un espejo  le ayudará a reconocerse”, advierte Claudia.

Todo puede ser una oportunidad de aprendizaje, lo importante es evitar premios y castigo, porque “si le compramos de regalo un set de animales, es bueno que  primero experimente libremente con el objeto para ser creativo y  darle siempre una segunda vuelta a las cosas”, nos explica la asesora de “Buen Crecer”.

 

También te podría interesar:

7 Principios básicos de una habitación infantil Montessori

Crianza respetuosa: 12 tips para calmar a nuestros hijos en momentos de rabia  

 

Claudia Moreno Ortega, nos cuenta que  el desarrollo progresivo de la autonomía es un beneficio fundamental de Montessori. «Si tú como adulto le tienes preparado el ambiente a tu hijos para que él haga solito las cosas, sabrá cómo y cuándo hacerlo. Por ejemplo; si tiene ganas de pintar, el niño sabrá perfectamente dónde estarán  las cosas que necesite. El adulto  presenta  los materiales y el lugar donde estarán guardados sus pinceles, pinturas y hojas, así que toma los materiales y trabaja. Asimismo, los niños son capaces de desenvolverse ante cualquier situación, resueltos, confiados,  dado que desde siempre tuvieron confianza en que ellos podían hacer cosas, tan simples, como lavarse la cara o cortar un plátano, porque es esencial que el niño manipule objetos reales, un adulto no pela con un cuchillo de plástico, ¿por qué un niño si? Se aprende haciendo”

 

Tips para aplicar Montessori en casa

A continuación, la guía Montessori nos entregará algunos tips para que los padres puedan practicar este método desde el hogar.

– Dejar hacer es clave.

– Un piso para que alcance a lavarse las manos, la cara, ayudar a lavar la loza, preparar comidas simples según edad. 

– Un lugar donde mantener una colación, idealmente saludable.

– Un espacio de lectura. 

– Su ropa a su alcance, para que cuando ya pueda vestirse solo, y ordenar.

– Una cama donde pueda subir o bajar fácilmente.

– Las rutinas depende de cada hogar, lo principal es que sean constantes, ya que predecir lo que vendrá genera seguridad en el niño. 

Lograr que nuestros hijos sean capaces de hacer les enseñará a ser responsables de sí mismos, ya que sólo se puede aprender a tomar decisiones, tomando decisiones.

 

Fotografía: Montessori en casa españa

Comparte este artículo:
2 Comentarios
  • LUZ MARÍA BURGOS
    Creado a las 17:59h, 10 noviembre Responder

    MUY INTERESANTE,Y FÁCIL DE LLEVAR A LA PRACTICA, ASÍ FORMAREMOS UN NIÑO AUTÓNOMO
    Y FELIZ

  • Cecilia Reyes Toledo
    Creado a las 00:23h, 10 noviembre Responder

    me fascinan

Agregar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.