16 Nov LACTANCIA MATERNA, UN ANALGÉSICO NATURAL PARA LOS BEBÉS

En temas de lactancia materna hay un término llamado «Tetanalgesia» que es una herramienta que logra calmar el dolor en los recién nacidos, provocado por algunos de los procedimientos que se le realizan luego de nacer como la prueba del talón, la medición de glucemia, inyección de vitamina K o vacunación.

“Tetanalgesia” o “Maternoanalgesia” es un término creado, medio en broma medio en serio, que consiste en aprovechar el efecto de alivio natural y de consuelo que tiene el amamantamiento, como un medio de aplicación de analgesia no farmacológica en los bebés.

Actualmente, en algunos países se practica esta medida fisiológica, asimismo hay muchas madres que sin conocer de esta técnica la aplican por instinto en sus bebés cuando los llevan al vacunatorio.

En la práctica, el equipo médico explica a los padres el procedimiento, luego se busca un espacio donde los progenitores y el bebé estén tranquilos, para que la madre proceda a amamantar en una posición que permita el desarrollo del procedimiento y el padre contenga a la mujer emocionalmente. Cuando el pequeño está lactando en el regazo de la madre-lugar donde se sienten más protegidos-se realiza la punción. En el caso que la madre no pueda amamantar, el padre puede hacer piel con piel con el recién nacido y darle lactancia artificial. Todo el procedimiento, se realiza luego que se facilita el agarre e inicio de la toma de forma adecuada en las dos primeras horas de nacimiento, período de tiempo donde el bebé está más receptivo a buscar el pecho.

Esta metodología es una manera más que está de la mano de la humanización de la asistencia al recién nacido, junto a ella, se agregan la técnica piel con piel y la extracción de leche si la madre no puede darle pecho a su hijo para no reemplazar esta fuente alimenticia.

VENTAJAS

-Para el bebé: consuelo, alivio aparente e inmediato del dolor.

-Da a las madres mayor confianza para el cuidado del niño, además, de seguridad en el inicio de la lactancia natural.

-Facilita la supervisión directa del equipo médico en el proceso de amamantamiento durante los primeros días de vida del niño, el cual permite verificar la técnica de amamantamiento, corregir posibles errores (postura, problemas de enganche) y reforzar a la madre cuando muchas aún se siente insegura.

-Su aplicación es muy sencilla, ya que se aprovecha el momento en que el lactante está alimentándose, tranquilo y relajado, en brazos de su madre, para realizar la punción o el procedimiento doloroso.

Y recuerda seguirnos en nuestro Fanpage: Revolución Mamá y en Instagram: @revolucionmama

Comparte este artículo:
4 Comentarios

Agregar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.