09 Mar 10 RAZONES POR LAS QUE NO ESTÁS PERDIENDO EL PESO GANADO EN EL EMBARAZO

Perder peso ganado en el embarazo es el tema del post de hoy! Está interesantísimo por eso, buscamos información y creamos una lista con las razones

1.- Estás demasiado ocupada para realizar ejercicios:

El día no tiene suficientes horas cuando tienes un bebé. Es fácil, si eres una madre que trabaja fuera del hogar es posible que camines, corras o te muevas bastante lo que facilita bajar de peso; pero si estas en casa, es casi imposible encontrar un poco de tiempo para ir al gimnasio.

2-. No te das cuenta de lo que comes al día:

Las madres a menudo no nos damos cuenta que cuando servimos la cena a hijos, siempre probamos y comemos un poco de esta comida, o a veces, después de terminar los quehaceres con nuestros hijos y de la casa, llevamos comida a la cama o como no alcanzamos a cenar tranquilas, picoteamos lo que haya en el refrigerador. Y así te las pasas, varios días o semanas, siendo una manera extremadamente fácil de consumir por lo menos 100 calorías más durante el día, sin siquiera darse cuenta!

3.- Ya no das lactancia materna

El amamantar cuenta con beneficios impresionantes como quemar alrededor de 380 a 600 calorías por día. Pero ¿qué pasa cuando la lactancia materna deja de existir? Los kilos de más vuelven en un instante si no te cuidas.

4.- Un paseo por el parque puede parecer ejercicio, pero …

… puede que no esté ayudando realmente a quemar calorías. Tendrían que ser muchos paseos y muy largos los que das, porqué? Para ponerlo en perspectiva, un caminata de 60 minutos a un ritmo ligeramente rápido quema 243 calorías.

5.- Sobreconsumo de algún alimento saludable 

Pensar que perderás peso sólo por el hecho de comer cosas saludables, no es lo mejor si aún no puedes bajar de peso. Revisa tu dieta, a lo mejor la cantidad ingerida es excesiva versus el gasto de calorías. Ve la cantidad de calorías del alimento y las porciones adecuadas de consumo.

6.- Estás durmiendo poco

Un estudio reciente de American Journal of Epidemiology mostró que las mujeres que duermen cinco horas o menos por noche tienen un 32% más de probabilidad de acumular grasa. Esta situación es muy común entre las madres, quienes no tenemos la receta para que los bebés duerman tranquilos toda la noche. Para afrontar este ítem, es bueno considerar el recuperar las horas de sueño en cuando se tenga la oportunidad!

7.- Ahora tienes una idea diferente de lo que es una noche romántica con tu pareja

Para muchos padres, la mejor idea para una noche romántica implica quedarse en casa, sentados en el sofá, viendo una película y con un rico picoteo y cuando digo que rico es: quesos, vinos, galletas, snacks salados, frutos secos, chocolates, etc…

8.- No tomas desayuno

Nadie sabe tan bien como es el estrés por las mañanas como una madre. Levantarse rápido, preparar desayuno a tus hijos, vestirlos y llevarlos al colegio, baja absolutamente la probabilidad de que no logres tomar ni una taza de café. Pero te quiero decir, que evitar el desayuno es un error ya que es la principal fuente de energía para funcionar bien durante el día.

9.- Estás usando la ropa de maternidad dos años después de haber parido a tu hijo!

Algunas mamás dejan todo de lado por sus hijos, incluso a sí mismas. Y no son pocas, las que siguen usando ropa suelta (estén o no embarazadas) o despreocupadas de su imagen, siendo una causa fundamental de no cuidarse o una buena excusa para no tener que ir al gimnasio para quemar calorías.

10.- Tiene un solo objetivo ahora!

Todo gira alrededor de tu bebé y esto es increíble, pero recuerda que una madre feliz y saludable, no sólo por ser madre, sino también por sentirse bien, establece el tono para una familia feliz y saludable. No te pierdas o no te desintereses por ti sólo por ocuparte de tu hijo, pide ayuda si es necesario, organízate, descansa, haz todo lo posible para estar bien!

 

Más consejos para mamás en Instagram: @revolucionmama

Fotografía; Micaritafeliz.com

 

Comparte este artículo:
Sin Comentarios

Agregar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.